El aprendizaje del inglés ha de ser un proceso natural, agradable, apetecible, sustentado en el trabajo activo entre el profesor y los alumnos a partir de un clima permanente de confianza y encuentro.

Entre los principios que aplicamos en la enseñanza del inglés siempre primamos estos cuatro valores: cercanía, carácter británico, actualidad y adecuación.

Una enseñanza en inglés flexible y personalizada,
con un inconfundible estilo británico
–LA APUESTA DE WORDPLAY–

Entendemos la proximidad, la cercanía, como un activo irrenunciable para aprender a hablar y entender inglés. No somos una franquicia: nuestro equipo directivo se involucra en el día a día de los alumnos, da clases, enseña y conoce de primera mano las singularidades de nuestra actividad. Escuchamos a nuestros estudiantes, valoramos sus sugerencias y somos conscientes de que pertenecemos a una comunidad abierta muy activa. Por ello, analizamos permanentemente la evolución de los alumnos y adaptamos las clases a las circunstancias específicas de cada grupo.

Somos una academia con un espíritu totalmente británico. No solo porque los impulsores de la academia lo son, sino sobre todo porque aplicamos los métodos, la filosofía y los recursos formativos que importamos desde Reino Unido. De este modo, nuestra academia se convierte en un espacio absolutamente British.

Partiendo del sistema de aprendizaje tradicional innovamos mediante el desarrollo de actividades prácticas, dinámicas, modernas. Nuestro objetivo es impulsar ideas nuevas, ágiles y sugerentes, para dinamizar el método hacia un aprendizaje cada vez más eficaz.

La satisfacción de nuestros alumnos es nuestra prioridad. Aplicamos estrictos criterios de calidad en la selección del profesorado y nos adecuamos a las necesidades de horarios y contenidos de nuestros estudiantes. Así, contamos con clases de 8 a 22 horas, de lunes a viernes, y los sábados por la mañana. Este planteamiento nos permite contar con la suficiente versatilidad para individualizar las sesiones en función de sus destinatarios.

Nuestro enfoque